La bolsa de la vida


Existe una siniestra correlación entre la circunferencia del brazo de un niño y su riesgo de morir por malnutrición. Se busca el punto medio entre el codo y el hombro, y si la circunferencia en ese punto es menor o igual a once centímetros, el niño padece malnutrición severa aguda. O, lo que es lo mismo, tiene un riesgo alto de morir de hambre. [+]

Así de simple y así de duro. Mientras que en el «primer mundo» nos ajustamos el cinturón con la crisis, en otras partes del mundo se ajusta un brazalete en el brazo de un niño para ver si está a punto de diñarla. Curioso mundo éste ¿verdad?

Pero, al contrario de lo que pasa con esta crisis económica que tenemos encima (de la que todo el mundo habla y nadie entiende), en esta ocasión sí puedes ayudar de una manera muy simple para que un niño no la diñe. Pones 39 eurillos en la saca y listo. Un niño no estira la pata por falta de comida. Más fácil no se puede. Todo gracias al Cibermaratón de Médicos sin Fronteras que han puesto en marcha para salvar niños y para lograr que se abarate el RUFT (ready-to-use therapeutic food).


7 respuestas a “La bolsa de la vida”

  1. Esta es una de las veces en que siento nauseas. Por pertenecer a una civilización que no es nada civilizada, una humanidad completamente inhumana, una especie tumoral maligna que está haciendo metástasis en este planeta. Una verguenza vaya.

  2. La verdad que cuando sale la gente en la tele quejandose porque están en crisis y no podrán comprarse una tele de plasma más grande deberían acordarse de niños como estos. Da gusto pasarse por aquí y remover un poco la conciencia dormida

    Un beso

    (aaa los problemas parecen solucionados, no sé, el feed estaba tonto o algo así, pero claro no podía leerte cada vez que actualizabas y eso no esta bien, no, no, no jeje)

  3. Pues como dice el «Silvio» seamos un poco mas humanos y mucho menos egoistas.

    Dije ya que el blog este me gusta tela.

  4. Ufff Carlos ya me ha pasado varias veces que vengo surfeando tu blog con el random encontrando cosas geniales una atrás de otra y de repente esto! PAF! La realidad me pega en la cara! Gracias por entretenerme pero también por hacerme pensar!